Perico Sambeat Ensemble © Sergio Cabanillas, 2017

Perico Sambeat Ensemble Plays Zappa (Intruso Bar, Madrid. 2017-07-29) [Concierto]

  • Fecha: 29 de julio de 2017.
  • Lugar: Sala Intruso Bar, Madrid.
  • Componentes:
    Perico Sambeat Ensemble
    Perico Sambeat, saxos alto y soprano, y flauta
    Javier Vercher, saxo  tenor
    Voro García, trompeta
    Toni Belenguer, trombón.
    Santi Navalón, teclados.
    Iván Cebrián, guitarra.
    Julio Fuster, contrabajo y bajo eléctrico.
    Miquel Asensio “Rochet”, batería.

Perico Sambeat Ensemble © Sergio Cabanillas, 2017

Perico Sambeat Ensemble
© Sergio Cabanillas, 2017

Estaba previsto que el concierto se celebrara en el Bogui Jazz como parte de la programación de julio, pero este local ha tenido que iniciar unas obras de aclimatación y por tanto la actuación tuvo que ser trasladada hasta la sala Intruso Bar, ubicado en el mismo barrio de Chueca. En una calurosa tarde-noche típicamente madrileña ocho músicos valencianos se “acomodan” como pueden en un pequeño escenario, bajo la atenta mirada de un público ya peinando canas. Perico Sambeat Ensemble se dispone a presentar por primera vez en Madrid su proyecto dedicado íntegramente a la figura del polifacético Frank Zappa, compositor, guitarrista, cantante y sobre todo personaje revolucionario dentro del mundo de la música. Madrid era la última parada de una gira que les ha llevado a presentar el proyecto en varias salas del país.

El proyecto fue estrenado con éxito en noviembre de 2015 en la sala Jimmy Glass de Valencia bajo los auspicios de su programador y propietario, Chevi Martínez, en colaboración con el propio Perico Sambeat. Tras la confirmación del buen trabajo realizado llegó el disco que puede ser considerado como uno de los mejores del  2016.

Perico Sambeat © Sergio Cabanillas, 2017

Perico Sambeat
© Sergio Cabanillas, 2017

En su actuación el grupo interpretó los diez temas que forman parte del disco, sobre los cuales los músicos han estado trabajando duro y mucho tiempo, bajo la batuta de Perico Sambeat, ya muy curtido en la dirección de grandes y medianas bandas. Trabajo que tiene su plasmación en el directo de una forma arrolladora y que prácticamente te deja sin aliento.  Tal y como dejó claro Perico Sambeat se trata de un conjunto de temas de los más complejos de Frank Zappa. Ya el primero, “Zomby Woof”, supone toda una declaración de intenciones en la que queda evidente la capacidad de asimilación de la música de Zappa. La entrada  directa de Perico Sambeat al saxo alto y una base rítmica contundente, además del trombonista y  el guitarrista,  dejan patentes la calidad de la interpretación.

Voro García © Sergio Cabanillas, 2017

Voro García
© Sergio Cabanillas, 2017

Uno de los principales méritos de este octeto está en el gran trabajo realizado en los arreglos, y así en “It Must Be a Camel”, tras el inicio de  Voro García a la trompeta hay una fina orquestación del grupo rota por un solo de Perico al soprano y el primero de Javier Vercher en el tenor, al que le gusta meterse por territorios más libres. Iván Cebrián con sus aportaciones a la guitarra crea el contraste perfecto. “For Calvin”  es una pieza para mayor lucimiento de los cuatro metales, en especial de Toni Belenguer al trombón, que recoge el testigo  para realizar un solo improvisado de larga duración que prepara la tormenta sonora que viene a continuación.

Iván Cebrián © Sergio Cabanillas, 2017

Iván Cebrián
© Sergio Cabanillas, 2017

Para terminar el primer pase, el grupo eligió “Don´t You Ever Wash That Thing?” potente pieza en la que transpira el sentido del humor que solía poner Zappa con los metales decantándose hacia el “Swing”, para cambiar inmediatamente de registro.  Perico Sambeat  en su línea de calidad de siempre y  Javier Vercher hace un solo de escándalo. Tanto Iván Cebrián, como Santi Navalón a los teclados y Miquel Asensio “Rochet” trabajan como disciplinados acompañantes para crear otro tema redondo.

Santi Navalón © Sergio Cabanillas, 2017

Santi Navalón
© Sergio Cabanillas, 2017

Para comenzar el segundo pase, llega “Inca Roads”, donde Perico Sambeat a la flauta se recrea en el conocido comienzo del tema y rápidamente cambia de nuevo al  saxo alto con un  nuevo solo. La guitarra de  Iván Cebrián, la trompeta  de Voro García, con  Perico Sambeat y un solo de Santi Navalón  proporcionan la sonoridad precisa  para dar brillo al tema.

Toni Belenguer © Sergio Cabanillas, 2017

Toni Belenguer
© Sergio Cabanillas, 2017

Una de las piezas más complejas de la noche fue “The Eric Dolphy Memorial Barbecue”. Rodeada desde el comienzo con un cierto halo misterioso, las disonancias aportadas por los ocho músicos hacen que el tema entre por derroteros casi de libre improvisación.

Javier Vercher © Sergio Cabanillas, 2017

Javier Vercher
© Sergio Cabanillas, 2017

Otro de los momentos mejor arreglados y orquestados de la noche fue el doble tema Imaginary Diseases/Tink walks Amok”, donde volvió a brillar a gran altura Javier Vercher, que al principio fue arropado por una nueva base rítmica potente, para a continuación realizar un solo a “capella” de quitarse el sombrero. El trabajo de Perico Sambeat con sus solos con ecos para ensamblar la banda es digno de elogio.

Julio Fuster © Sergio Cabanillas, 2017

Julio Fuster
© Sergio Cabanillas, 2017

“I Promise not to Come in Your Mouth”, es una pieza melódica donde a modo de balada Voro García realiza un solo muy evocador, con unos magníficos arreglos de los que participan Santi Navalón en el sintetizador y Perico Sambeat en el saxo alto. El tema “A Pound for a Brown” mantiene un ritmo frenético desde el comienzo y a continuación se suceden los solos de los ocho instrumentistas para llegar hasta un final  apoteósico. El colofón del concierto vino de la mano del clásico “Peaches en Regalia”, quizá uno de los temas más comerciales de Zappa, pero también de una calidad indiscutible.

Miquel Asensio © Sergio Cabanillas, 2017

Miquel Asensio
© Sergio Cabanillas, 2017

Perico Sambeat Ensemble ha sabido ser fiel a la música caleidoscópica de Zappa, pero también ha dejado su sello personal en cada uno de los temas, siempre con unos grandes arreglos y una armonización sin precedentes en el panorama musical español. Un conciertazo.

Texto: © 2017 Carlos Lara
Fotografías: © 2017 Sergio Cabanillas

 

 




Los textos de LODLMA: Billie Holiday: Lady Sings The Blues. Memorias (Tusquets Editores, 1956)

Billie Holiday_Lady Sings The BluesDe todos es conocido que la vida personal de la gran Billie Holiday fue, cuando menos, azarosa. Su durísima infancia vino complementada por un éxito salpicado de cárcel y drogas, convirtiéndose en una de las leyendas negras del jazz.

Como es habitual tan peculiar bagaje ha devenido en no pocos tópicos. Aún sigue habiendo firmes convencidos de que la marginalidad que sufrieron no pocos músicos negros durante el pasado siglo fue una inagotable fuente de creatividad. Es en esos momentos donde merece la pena hacer referencia a las autobiografías, libros donde los propios músicos expresan la realidad que vivieron desde su propio punto de vista, desmontando preconcepciones y leyendas urbanas.

En este Lady Sings the Blues la Holiday retrata con crudeza los episodios más lamentables de su vida de forma paralela a su desarrollo como cantante. Consigue, de este modo, cumplir un doble objetivo: relata la cronología de su vida y plasma la América de la primera mitad del siglo XX. En cuanto al contenido hay que destacar el candor e inocencia de una Billie Holiday (originalmente Eleonora) que intenta durante todo el libro dar una imagen de mujer de fuerte personalidad, dueña de su destino y coherente en todas sus decisiones. Cuanto más trata de forjar ese icono más descubiertas quedan sus debilidades, y eso hace de ésta una obra, además de interesante, entrañable. Además encumbra aún más la enorme figura histórica de, para muchos, la mejor cantante de jazz de la historia.

Otro elemento a destacar es la excelente traducción de Iris Menéndez, siempre de agradecer cuando el texto original se encuentra plagado de argot, como suele ocurrir en las autobiografías de músicos afro-americanos.

© 2005 Arturo Mora Rioja

Lady Sings The BLues. Memorias
Autor: Billie Holiday & William F. Dufty (1956)
Editorial: Tusquets Editores

Publicado originalmente en http://www.tomajazz.com/web/?p=1405




La música de LODLMA. Tomajazz recomienda… un tema: “Bye, Bye Blues” por Count Basie

Count Basie Jam #3Norman Granz. Héroe para muchos, villano para unos cuantos. En cualquier caso, la caterva de aficionados al jazz le debemos unos cuántos momentos, discográficos para todos, en vivo para los más veteranos.

De los tres elepés de jams publicados originalmente (el segundo y tercero con la formación que detallaremos a continuación), es quizás el tercero el más atractivo, aunque sea sólo porque todos los temas de los dos primeros son blues, y el esquema I-IV-V-I cansa al más pintado. En Jam #3 el repertorio lo componen cuatro viejos standards, en los que los solistas tienen amplio espacio para explayarse, como corresponde a una buena jam.En su última etapa como productor se encargó de rescatar a viejas glorias. Con Count Basie, por ejemplo, produjo unos cuantos discos con su big band, pero son especialmente recordados los grabados con pequeñas formaciones, como sus dúos con el antitético Oscar Peterson, o las jam sessions.

“Bye, Bye Blues” es el tema que abre el disco y el recomendado en esta ocasión. Con solos, en orden de aparición, de Basie (piano), Eddie “Lockjaw” Davis (exuberante al tenor), Al Grey (trombón, con cita de “Moose the Mooch” incluida), Benny Carter (templando con elegancia al alto), Clark Terry (acariciando con su característico a la trompeta), Joe Pass (inmenso a la guitarra), Louie Bellson (batería) y John Heard (contrabajo).

El porqué de la recomendación es simple: el tema les salió redondo, de una esfericidad perfecta.

© Adolphus van Tenzing, 2010

Publicado originalmente en http://www.tomajazz.com/web/?p=1885




Cecil Taylor: Fly! Fly! Fly! Fly! Fly! / Live In The Black Forest (MPS; reed.digital 2016)

Cecil Taylor (1929) es un coloso del piano que lleva impartiendo su magisterio desde la década de los años 50 del pasado siglo. El sello MPS, continuando con la labor de reeditar su catálogo desde hace algo más de un año con entregas quincenales,  pone en circulación en formato digital, dos grabaciones de este pianista que son tan recomendables como la práctica totalidad de su discografía.

Cecil_Taylor-Fly_Fly_Fly_Fly_Fly_MPSEn Fly! Fly! Fly! Fly! Fly! encontramos a Cecil Taylor en una grabación a piano solo registrada en 1980 que como suele ser habitual en sus grabaciones a solo, nos muestra a Cecil dialogando – discutiendo – argumentando acaloradamente con Taylor. El resultado es una música física de un pianista que tiene dentro de sí a gran parte de la historia del jazz, cuya energía es capaz de traspasar el envoltorio, la frontera, que supone una grabación.

Cecil_Taylor-Cecil_Taylor_Live_in_the_Black_ForestEsa misma energía trans-formato es la que se encuentra en la otra grabación reeditada por MPS, el directo Live In The Black Forest grabado en Alemania Occidental en 1979 junto a sus habituales Jimmy LyonsSironeRon JacksonRaphe Malik, y Ramsey Ameen, y que en el LP original consistía en sendos temas (“The Eel Pot” y “Sperichill On Calling”) que ocupaban cada una de las caras de dicha grabación. Esta es una obra arquetípica de Taylor en directo en grupo, en la que encontramos tuttis sumamente libres y energéticos; diálogos intensos que en esta ocasión no son los soliloquios habituales en la grabaciones a solo de Taylor, sino que aquí los desarrollan con sus compañeros; solos a gran nivel; unos temas -que aunque se presentan como unas piezas únitas- están desarrollados estructurados a modo de pequeñas suites, que en directo y tal y como se aprecia en este directo, arrancaban los aplausos espontáneos de los asistentes a sus conciertos.

Fly! Fly! Fly! Fly! Fly! y Live In The Black Forest son dos grabaciones imprescindibles de un músico imprescindible e irrepetible.

© Pachi Tapiz, 2016

Escuchar Fly! Fly! Fly! Fly! Fly! y Live In The Black Forest en HDO (Hablando de oídas), el audioblog de Tomajazz editado, producido y presentado por Pachi Tapiz:

Cecil_Taylor-Cecil_Taylor_Live_in_the_Black_Forest Cecil_Taylor-Fly_Fly_Fly_Fly_Fly_MPS

Cecil Taylor: Fly! Fly! Fly! Fly! Fly! (MPS; 1981 reed. digital 2016)
Cecil Taylor (piano)
“T (Beautiful Young’n)”, “Astar”, “Ensaslayi”, “I (Sister Young’n)”, “Corn In Sun + T (Moon)”, “The Stele Stolen And Broken Is Reclaimed”, “N + R (Love Is “, “Rocks Sub Amba”
Grabado el 14 de septiembre de 1980 en MPS-Studio en Villingen, Black Forest, Alemania. Publicado en 1981 por MPS. Reeditado en formato digital por MPS en 2016.

Cecil Taylor: Live In The Black Forest (MPS; 1979 reed.digital 2016)
Jimmy Lyons (saxo alto), Raphe Malik (trompeta), Cecil Taylor (piano), Ramsey Ameen (violín), Sirone (contrabajo), Ron Jackson (batería)
“The Eel Pot”, “Sperichill On Calling”
Grabado en directo el 3 de junio de 1978 en SWF-Radio JazzConcert, Kirchzarten, Black Forest, Alemania Oriental. Publicado originalmente en 1979 por MPS. Reeditado en formato digital por MPS en 2016.




Tomajazz recomienda… un CD: Erroll Garner. The Complete Concert By The Sea (Columbia/Legacy, reed.2015; 3CD)

Erroll Garner_The Complete Concert By The Sea_Columbia - Legacy_reed.201560 años después de su grabación, se pone en circulación el concierto al completo a partir del que se publicó Concert By The Sea. Esta grabación de Erroll Garner es uno de los discos de jazz con mayores ventas a lo largo de la historia, en torno a un millón de copias entre 1956 -fecha de publicación-, y 1958. Inicialmente no estaba planificado grabar el concierto, que finalmente fue registrado por iniciativa de la manager de Garner, Martha Glaser. Garner al piano, Eddie Calhoun al contrabajo y Denzil Best a la batería dejan buena muestra del buen hacer del trío. Los once temas inéditos incluidos en la edición del concierto al completo muestran el virtuosismo de Garner, con una magnífica independencia de manos. El público aparece encantado con el trío a lo largo de todo el concierto -que aunque incluyó algunos temas de Garner, estuvo compuesto mayoritariamente por standards bien conocidos-. A lo largo del concierto se escucha a los asistentes aplaudir con entusiasmo en cuanto asomaban las notas que permitían adivinar el standard que el trío pasaría a interpretar. Como añadido al concierto al completo -en los dos primeros CD-, se incluye una entrevista de catorce minutos al grupo realizada tras el concierto, así como la grabación publicada originalmente, que integran el tercer CD de esta magnífica edición.

© Adolphus van Tenzing, 2016

Erroll GarnerThe Complete Concert By The Sea (Columbia / Legacy, 2015; 3CD)




Tomajazz recomienda… un tema: “Idle Moments” (Grant Green, 1963)

Grant Green_Idle Moments_Blue NotePocas veces el título de un tema encaja con las sensaciones que sugiere su interpretación como en este caso. Esos “Idle Moments”, esos momentos ociosos, vagos, holgazanes aparecen plasmados en un lienzo de quince minutos sobre el que pintan con desdén, parsimonia y mucho blues el guitarrista Grant Green y su cuadrilla, a saber: Joe Henderson al tenor, Duke Pearson al piano, Bobby Hutcherson al vibráfono y la sección rítmica compuesta por el contrabajista Bob Cranshaw y el batería Al Harewood. El pulso es constante, pero la atmósfera rezuma languidez. Los solos rebuscan caprichosos en un oasis de tiempo libre, estirado, cual reloj de Dalí. Es imposible escuchar este tema y no relajarse, abandonar la tarea en curso, mirar por la ventana y dejarse llevar. Una interpretación ideal para desaparecer. La música a veces tiene ese efecto.

© Adolphus van Tenzing, 2015

Grant Green: Idle Moments (Blue Note 84154)




Tomajazz recomienda… un CD: Chunky Pecan Pie (Karl Denson, 1995)

Karl Denson_Chunky Pecan PieConocido por su sonido ancho y poderoso, por su presencia en diversas bandas de funk y por sus giras con Lenny Kravitz, todavía hay quien ignora a Karl Denson como jazzman. Vaya para ellos esta recomendación. En Chunky Pecan Pie el californiano se atreve con el arriesgado formato de trío (extraordinariamente secundado, eso sí, por Dave Holland al contrabajo y Jack DeJohnette a la batería) y muestra su dominio del lenguaje a lo largo de seis originales con sabor a standard, a los que añade el “Fried Bananas” de Dexter Gordon (construido sobre la armonía de “It Could Happen to You”). Ya sea al tenor, el soprano o la flauta, Denson improvisa con soltura, dialoga orgánicamente con sus compañeros de viaje y firma un CD excelente. Completan el cuadro las colaboraciones puntuales de Gust Tsilis a la marimba y del también saxofonista Pee Wee Ellis.

© Adolphus van Tenzing, 2015

Karl Denson – Chunky Pecan Pie (Minor Music 801041)




Tomajazz recomienda… un CD: Alone with the Blues (Red Garland, 1960)

Red Garland_Alone_with_the_BluesEn los diccionarios, al lado de la definición del término “delicia” debería aparecer la portada de este álbum. O quizás directamente una foto de Red Garland. Pocos pianistas han sido capaces como él de ofrecer una música tan lírica, apacible, tintineante, y a la vez rebosante de blues, swing, lenguaje e intención. En este disco sin acompañamiento Garland se encuentra, como reza su título, solo con el blues. Y uno, cuando lo escucha, no puede evitar sentirse al lado del pianista. Yo mismo no he dejado de especular con la idea de que Red está acariciando las teclas del piano para mí, solamente para mí y para nadie más. Así de privada es la experiencia. Que no se entere nadie.

© Adolphus van Tenzing, 2015

Red Garland: Alone with the Blues (Moodsville 10)




Tomajazz recomienda… un CD: Duets (Richard Fairhust & John Taylor, 2015)

Richard Fairhurst - John Taylor_duets_BashoSe planteó como un homenaje a Kenny Wheeler, Pete Saberton y Bill Evans. Acabó siendo el lindo testamento de uno de los músicos más impresionantes del Viejo Continente: John Taylor. A dúo con Richard Fairhurst, también pianista y también inglés, aunque tres décadas más joven, Taylor nos regala sus últimos suspiros en forma de grabación. Una grabación que encuentra a ambos intérpretes comunicando (y comunicándose) con fluidez, tejiendo un manto de estrellas que se convierten en gotas de agua cristalina y tintinean al entrar en contacto con una superficie de infinitas texturas. A veces románticos, a veces alegres, ora melancólicos ora tan libres que las gotas se alinean en ángulos imposibles para volver a un estado de paz que, en el caso de John Taylor, ya es eterna.

© Adolphus van Tenzing, 2015

Richard Fairhurst & John Taylor: Duets (Basho 49-2)




Tomajazz recomienda… una frase: Johnny Griffin en “Rhythm-a-ning” (1958)

Thelonious In ActionLa cita es un recurso privilegiado dentro del imaginario de la improvisación jazzística. Saber incluir en un tema una referencia a otro es todo un arte. Muchos abusan de él, combinando célebres motivos de otras composiciones aprendidos de memoria con fraseos originales poco pulidos. Otros citan con demasiada obviedad, incluyendo en el solo de un blues la melodía de otro blues escrito, además, en el mismo tono. La brillantez llega cuando un jazzman es capaz de descontextualizar una secuencia de notas por completo, extrayéndola de su entorno inicial, y haciéndola funcionar como parte de la improvisación que está tejiendo en ese momento, sin repeticiones y apelando a la sorpresa del respetable. Eso es exactamente lo que consiguió el saxofonista Johnny Griffin al final de su solo sobre el rhythm changes(tema basado en la secuencia armónica de “I Got Rhythm”) “Rhythm-a-ning”. A las órdenes de Thelonious Monk, compositor de la pieza y líder de la sesión, Griffin acaba su solo bopero y encendido citando ni más ni menos que la marcha nupcial de Mendelssohn, para júbilo de los espectadores que presenciaban al cuarteto en el neoyorquino Spot Cafe. Qué bien que se grabó y ahora somos nosotros los que podemos sorprendernos.

© Adolphus van Tenzing, 2015

Thelonious Monk Quartet with Johnny Griffin: Thelonious in Action (Riverside 103-2)