image_pdfimage_print

Joe Wilder CherokeeDesde que Charlie Parker lo reconvirtiera en “Koko”, el “Cherokee” de Ray Noble se convirtió en caballo de batalla del jazz de los años cuarenta y cincuenta, el tema que había que tocar a toda potencia y velocidad, sus y a ellos, y tonto el último.

El recurso más evidente para devolver frescura al material más manido es llevar la contraria al planteamiento mayoritario. Eso es lo que hizo en su día Joe Wilder en su sesión de enero de 1956 para Savoy, acompañado por la rítmica “de la casa”, Hank Jones al piano, Wendell Marshall al contrabajo y Kenny Clarke a la batería. En vez de empotrar el pie en el acelerador, el cuarteto logró un jovial tempo medio y Wilder, renunciando al estrépito al que es tan dado su instrumento, bordó un solo que ha pasado a los anales de la trompeta jazzística.

Para quienes no le conozcan, Wilder es un veterano de multitud de orquestas, Jimmie Lunceford, Dizzy Gillespie y Basie, entre ellas, un gran técnico de la trompeta y pionero entre los músicos de sesión afroamericanos, que a sus 89 años sigue en activo.

© Adolphus van Tenzing

“Cherokee” está disponible en el CD Wilder ‘N’ Wilder (Savoy/Denon SV-0131).