image_pdfimage_print

 

  • Fecha: 12 de enero de 2012.
  • Lugar: Jazzazza Jazz Club (Murcia)
  • Componentes:
    Iago Fernández: batería.
    Perico Sambeat: saxo alto.
    André Fernandes: guitarra eléctrica.
    Albert Sanz: piano.
    Demian Cabaud: contrabajo.
  • Comentario:

 iago fernandez

demian cabaud

Iago Fernández es un destacado baterista inmerso en su propia evolución musical, como otros músicos de su generación. Una evolución que es esencial para todo músico de jazz que se precie. Su ascendente carrera le ha llevado a ser uno de los bateristas más solicitados en formaciones y proyectos de músicos reconocidos, tanto fuera como dentro de nuestro país. El primer trabajo discográfico liderado es  Agromando (Frene Code Records, 2012) un álbum que muestra la incipiente y exquisita cualidad creativa que posee como compositor.

 

perico sambeat

“Nevetes”, una pieza inédita de Fernández, fue el tema de presentación de la banda. La sensación de fluidez musical, en manos de los componentes del grupo y la calidad sonora que trasmitían, invadieron rápidamente la capacidad y la acústica de la sala. Tras la exposición del tema, el pianista Albert Sanz desplegó su primera improvisación, nítida y colorista, seguida de otro solo de Sambeat, enérgico y rotundo en su sonido y expresión. El guitarrista André Fernandes tuvo también aquí un espacio de improvisación, utilizando su sistema de pedales electrónicos con el que construyó ricas y sugerentes amalgamas de sonido. Para continuar realizaron, “Bilobiana”, una pieza de tiempo pausado y contenido, en el que destacó un estratosférico e intenso solo del guitarrista portugués. Y “Pyramid Song” de Radiohead, ambas incluidas  en su reciente  primer disco. El primer pase del concierto concluyó con otro tema inédito del líder llamado “Sei Sis”, en el que Sambeat y Fernandes protagonizaron individuales improvisaciones simultáneas, apoyados por la compacta base de la sección rítmica.

 

iago fernandes

El blues de Charlie Parker titulado “Cheryl”, encabezó la segunda parte de la actuación, para lucimiento del saxofonista que ejecutó incisivos y vertiginosos fraseos de estilo bebop, seguido de una corta pero elocuente improvisación del contrabajista Demian Cabaud y otra de Iago Fernández,  la única que expuso en todo el concierto pese a su papel de líder del quinteto. Con otra composición del baterista llamada “Deep City”, el conocido tema “Océano” de Djavan y “Second Ending”, también de Fernández, despidieron la actuación, no sin antes de ofrecer un bis final apoteósico con la balada “Body And Soul”, en la que Sambeat dispuso en solitario una introducción, seguida de un excelente solo al estilo del maestro Parker. El saxofonista valenciano recreó con naturalidad, maestría y delicadeza el espíritu del virtuoso saxofonista dejando el ambiente musical en un estado casi sublime, en el que la desaparecida gran figura del jazz pareció estar incluso presente. Fernandes, Sanz y Cabaud desarrollaron también fluidas y ensimismadas improvisaciones, a cual de ellas más rica e inspiradora.

albert sanz

Las composiciones de Iago Fernández son una muestra del buen momento creativo por el que atraviesa. Su música cabalga entre ritmos, armonías y melodías, tres elementos tratados desde su propia perspectiva. Un proyecto que surge de su faceta musical más individual. Si a ello le sumamos la calidad artística de cada uno de los componentes que le acompañan, el resultado no podría ser otro que un delicioso cóctel de sonido y tiempo conjugados de forma elegante, decisiva y libre. Suerte en su gira.

 

Texto: © 2013 José Antonio García López
Fotografías: © 2013 Rafa Márquez