Eivissa Jazz 2017 (II): MAP / Ximo Tébar “Soleo Band.The New Son Mediterráneo” (2016/09/07) [Festival]

XXIX Eivissa Jazz

  • Fecha: 7 de septiembre 21:30
  • Lugar: Baluard de Sta Llúcia (Eivissa / Ibiza)
  • Grupos:
    MAP
    Ramon Prats (batería)
    Marco Mezquida (piano)
    Ernesto Aurignac (saxo)
    Ximo Tébar “Soleo Band. The New Son Mediterráneo”
    Ximo Tébar (guitarra)
    Luis Guerra (piano)
    Víctor Merlo (bajo)
    Will Martz (teclados)
    Vicente Climent (batería)

Bajo las siglas MAP se esconden tres de los músicos más atrevidos y singulares que podemos escuchar actualmente, tanto individualmente como en este trío. Hablamos de Marco Mezquida, Ernesto Aurignac y Ramon Prats, cuyo disco homónimo ha sido una de las sensaciones de este año y del pasado 2016. En directo ofrecen todo un tour de force, nueve temas de su disco sin solución de continuidad, o dicho de otra manera, ‘del tirón’. Suena un gong y la batería de Ramón Prats que va arrancando poco a poco, Marco Mezquida se pone a manipular las cuerdas del piano en una especie de pizzicato, algo muy común en él, o al menos se lo he visto hacer varias veces, y Ernesto Aurignac desata la tormenta, soplando con intensidad, alargando las notas, el trío se ha puesto en marcha y ya no parará hasta el final. Una música absolutamente libre y con mucha improvisación, pero a la vez sabiendo muy bien el sendero por el que pisan, logrando que el oyente no se sienta perdido en ningún momento, es más, el oído está tan cómodo escuchándoles que el concierto se hace corto. Todo un acierto de Jesús Gonzalo al reunir a este trío.

Antes del concierto, al igual que los siguientes días, la Marxing Band del Patronato Municipal de música se ha encargado de guiar al público hasta el Baluarte de Sta. Lucía en un pasacalles.

¿Existe el llamado jazz mediterráneo? En este, como en muchos aspectos del jazz hay división de opiniones, pero ciertamente más allá del veraniego anuncio de cerveza hay algo especial en algunas músicas que a los que hemos nacido en sus orillas nos transporta mentalmente allí. Antes de grabar Son Mediterráneo en 1995, Ximo Tébar ya era uno de sus más fervorosos practicantes. Su idea es añadir la fiesta y alegrías mediterráneas a músicas como el blues y el jazz que tienen un punto de tristeza. Para celebrar sus 25 años de carrera y la grabación de Soleo se ha embarcado en una gira en la que no podía faltar su presencia en Eivissa Jazz, recordando que cuando el festival era conocido como Muestra Nacional de Jazz fue premiado dos veces como mejor solista (1989 y 1990). Para mi gusto un concierto un poco sobrado de electricidad, quizás porque tanto Son Mediterráneo como Soleo son bastante más acústicos y reposados. Salvando ese detalle, buena parte del público se lo pasó en grande viendo las evoluciones del guitarrista por el escenario, con una rapidez endiablada en sus manos y con Víctor Merlo y Vicente Climent dando la réplica necesaria, un destacable Luis Guerra al piano, y la nota exótica la aportó Will Martz –Will es Guille, uno de los hijos de Ximo– con su túnica dorada y los sonidos espaciales de su teclado. Algunos de los temas que nos interpretaron fueron “Soleo”, un interesante “Take Five”, –para mi gusto de lo mejor del concierto–, “En Aranjuez con tu amor”, o “Son Mediterráneo”, para acabar con un festivo “Pink Panther”. Una noche con dos conceptos muy diferentes de lo que es el jazz, pero ambos gustaron, que es lo importante.

 

 Fotografías: © José Luis Luna Rocafort. 2017
Texto: © Juan Antonio Serrano Cervantes,2017