image_pdfimage_print

Por Enrique Farelo.

Músico diferente y único que se mimetiza según el son que toca: Jazz, Flamenco, Clásica o Tango.

Un revolucionario, un aventurero que introduce su armónica en tierras inexploradas, un viajero en el tiempo, ligero de equipaje y sonido superlativo, de aquí y de allá. Espíritu inquieto, su música es del mundo y su sentir profundo.

¿Qué hace un armonicista como tú en unas músicas como éstas?

La armónica cromática no está asociada a ningún estilo en concreto. Desde que empecé supe que si quería vivir de la armónica tenía que tener una mente abierta y hacer todo lo posible por aprovechar todas las oportunidades que se me fueran presentando.

¿Realmente es tan importante en tu desarrollo como músico la figura de tu padre?

Desde luego. Él me enseñó a amar la música y a creer en mí. También aprendí de él a esforzarme para conseguir mis objetivos, la importancia de la disciplina y muchas otras cosas que me han ayudado a ser el músico que soy. La diferencia entre prestigio y fama, el sentido de la responsabilidad, ser humilde pero valiente. En fin, tuve mucha suerte con mis padres.

¿Cuánto tiempo dedicabas al estudio de la armónica y de la música en tus comienzos, y cuánto en la actualidad?

Nunca he estudiado demasiadas horas seguidas. La escuela de mi padre creía más en la calidad del estudio y la constancia que en la cantidad. Quizá lo máximo que he practicado en un día hayan sido tres o cuatro horas. Eso sí, con una concentración total y optimizando al máximo. Siempre aplicando la ley del mínimo esfuerzo-máximo rendimiento. Ten en cuenta que mi padre era ingeniero de telecomunicaciones antes que músico.

¿Antonio Serrano se considera un músico de jazz, flamenco o clásico?

Me considero un músico clásico que ha salido airoso de flirtear con la música popular.

Cuando hablamos de la armónica parece inconcebible hablar de música clásica. ¿Cómo se puede adaptar dicho instrumento a este lenguaje?

La armónica es el instrumento más cercano a la voz humana, y la voz humana es el instrumento más versátil que existe, por lo tanto la armónica también es un instrumento tremendamente versátil. Silogismo elemental.

¿Cuáles son tus discos de jazz, flamenco, tango o clásico más influyentes?

Son muchos así que mencionaré sólo uno de cada género.
Jazz: Affinity (Bill Evans & Toots Thielemans)
Flamenco: Potro de Rabia y Miel (Camarón)
Tango: En Vivo en el Teatro Regina en mayo 1982 (Piazzolla & Goyeneche)
Clásico: Bach, Varaciones Goldberg por Glenn Gould (1981)

¿Cuáles son tus músicos de cabecera de cualquier estilo?

Los buenos -risas-. En realidad me gustan los músicos que han arriesgado y han abierto nuevos caminos.

¿Cuáles son los armonicistas que más te han impactado y qué te parece el bluesmen John Mayall?

En la armónica cromática Larry Adler, Toots Thielemans y Stevie Wonder, y en la armónica diatónica Sonny Boy Williamson, Sonny Terry y Howard Levy. No conozco mucho a John Mayall. Su tema “Room to Move” es divertido y pegadizo pero no conozco mucho más. Nunca me ha llamado la atención, lo siento.

¿Podría explicar brevemente y para profanos la diferencia entre la armónica diatónica y armónica cromática?

La armónica diatónica dispone únicamente de las siete notas naturales (Do, Re, Mi, Fa, Sol, La y Si), mientras que la armónica cromática tiene las doce notas que se utilizan en la música occidental, es decir la escala cromática. No obstante mediante técnicas avanzadas se le pueden sacar a la armónica diatónica todas las notas que le faltan. Howard Levy es el mayor exponente que existe en la armónica diatónica en cuanto a versatilidad y virtuosismo se refiere.

¿Qué significó la experiencia de tocar con Paco de Lucía y qué aprendiste?

Paco de Lucía me dio la oportunidad de mi vida. La experiencia de pertenecer a su banda los últimos diez años de su carrera y de su vida es un regalo que nunca podré agradecer lo suficiente. Aprendí mucho con Paco y sobre todo nos reíamos mucho. Lo más importante que aprendí con él es que casi nada es importante.

¿Existen grabaciones de Antonio Serrano con Paco de Lucía en estudio?

En el disco Limón de Javier Limón hay una burlería en la que tocamos juntos.

De los diez años al lado de Paco de Lucía realizando giras y conciertos. ¿Dónde te has sentido más a gusto o por el contrario más responsabilizado?

Siempre estuve a gusto a su lado. Es difícil estar incómodo cuando vas montado en un Rolls Royce.

Paco de Lucía es considerado por muchos un genio. ¿La genialidad es algo con lo que se nace o se trabaja?

En mi opinión se necesitan las dos cosas. Un gran talento y muchísimo trabajo. Añadiría también nacer y criarse en un entorno que te ayude a desarrollar ese talento. En el caso de Paco es evidente que su padre y su entorno familiar contribuyeron mucho en la creación del genio.

Albert Sanz junto con los hermanos Federico y Constanza Lechner tienen en común ser pianista y haber colaborado en diferentes proyectos a dúo contigo. ¿Es éste un formato que te llena especialmente para el desarrollo de tú música?

El piano es mi segundo instrumento. Adoro el piano y siempre me ha gustado tocar con buenos pianistas. El piano es mi debilidad, lo reconozco.

Por dar un giro a modo de paréntesis en la entrevista: el número de incendios aumentó un 145 % en comparación con el mismo período en 2018 en el Amazonas. En la isla de Gran Canaria el fuego devasta miles de hectáreas y en definitiva nuestro planeta está bajo el yugo del fuego, de los plásticos en los océanos o la destrucción del Ártico y la amenaza en Groenlandia. ¿Tiene futuro el Hombre como especie o estamos tocando fondo?

Todo lo que está ocurriendo me parece muy triste. Sinceramente creo que para el ser humano no hay solución. Hemos demostrado por activa y por pasiva que no somos capaces de usar nuestra inteligencia para otra cosa que no sea nuestro propio beneficio a corto plazo sin importarnos las consecuencias. Nos creemos muy listos pero en realidad somos imbéciles. Ya lo dijo Einstein y no seré yo quien le contradiga. De hecho la única esperanza que le queda a nuestro planeta para seguir con vida es que la especie humana se extinga lo antes posible. Creo que en este sentido lo estamos haciendo bien.

Suscribo tus palabras absolutamente con profundo dolor.

No me resisto a hacerte una pregunta y un deseo que me ronda. ¿Un disco con Chano Domínguez sería el colofón a tus colaboraciones a dúo?

Chano es un músico al que admiro mucho y con el que me encantaría grabar. Lo he pensado muchas veces y estoy seguro de que algún día pasará.

¿Discos como Harmonious suponen un punto de inflexión en tu carrera? ¿Cuál ha sido tu intención con esta creación?

Harmonious fue un viaje interior. Después de tantos años acompañando al genio de Algeciras necesitaba demostrarme a mí mismo que podía salir a un escenario yo sólo y entretener a la audiencia durante una hora. No sé muy bien como lo hice pero lo conseguí. Perdí el miedo a enfrentarme sólo al escenario y casi perdí hasta la vergüenza. Ha sido un trabajo muy liberador y que me ha permitido conocerme y comunicar de una forma muy especial y directa. En el proceso de creación estuve a punto de tirar la toalla muchas veces pero siempre pensaba “si Juan Tamariz es capaz de llenar un teatro con una baraja de cartas yo tengo que ser capaz de hacerlo con una armónica”.

El espectáculo musical Tootsology es un tributo a Toots Thielemans que ha servido de motivo para una ingente cantidad de conciertos, sin embargo no hay grabación oficial ni en estudio ni en directo. ¿Cuál es el motivo?

Gran parte del repertorio que hacemos está magistralmente grabado por Toots Thielemans con lo cual pensé que no era necesario volver a grabarlo. Grabamos algunos vídeos para dar a conocer el proyecto pero nunca sentí la necesidad de hacer un disco de Tootsology. No obstante a medida que fuimos haciendo conciertos y la música fue madurando, sin saberlo Radio Cataluña nos grabó el concierto que dimos en el Festival de Jazz de Terrassa que posiblemente acabará convirtiéndose en un CD. Una vez le pregunté a Toots por qué no grababa un disco con Kenny Werner y me dijo que los discos no se deben forzar y que salen cuando tienen que salir. Años después salió ese disco que es una auténtica maravilla. Me parece bonito que el CD de Tootsology nazca así, de forma natural.

 

¿Conocer los límites como músico suponen una ventaja o lo contrario?

Tan importante es conocer tus límites como intentar derribarlos.

Eres una figura mediática que recibe merecidamente constantes elogios. ¿Debilitan o fortalecen?

Los elogios son como las noticias, según quien los diga tienen más o menos peso y credibilidad. El elogio que más fortalece es firmar un buen contrato y el que más debilita es que te digan que eres un genio y a continuación te regateen tu caché.

¿Cuándo la música y los músicos se convierten en una competición pierde su valor intrínseco?

La vida es una competición desde que nacemos hasta que morimos y la música es la banda sonora de la vida. Hay que competir con deportividad, estilo, humildad, dignidad, honestidad, respeto, inteligencia, amor, pasión, disciplina, cariño y todo lo bueno que se te ocurra, pero si no compites te comen y dejas de existir.

Acabas de publicar tú último trabajo a dúo con Constanza Lechner rindiendo homenaje a músicos de la denominada música culta. ¿Cómo surge este proyecto y cuánto el tiempo invertido hasta que fue plasmado en disco? ¿Podrías presentarnos a Constanza?

Hace años que quería hacer un disco de música clásica pero las condiciones no se daban. Durante un tiempo estuve intercambiando clases con Constanza a la que conocía por su hermano Federico. Yo le daba clases de improvisación y ella me correspondía con clases de piano clásico. Durante esas sesiones probamos a tocar algunas piezas juntos y sentimos que conectábamos. Estando de gira por Croacia un promotor me ofreció hacer algunos recitales clásicos en la antigua Yugoslavia y se lo propuse a Constanza. Nos pusimos a trabajar en el repertorio y cuando estuvimos preparados nos metimos en el estudio de grabación. Así de sencillo y complicado a la vez. El dúo está teniendo mucha aceptación en el ámbito clásico y presentaremos el disco oficialmente en Madrid el 21 de septiembre en el Círculo de Bellas Artes.

¿Quién eligió el programa de los temas y los compositores del disco Antonio Serrano & Constanza Lechner?

En este disco hemos decidido todo entre los dos aunque Constanza dirigió más la parte argentina del repertorio y yo un poco más la española.

¿Con qué músicos no has tocado y te gustaría hacerlo, ya sean españoles o extranjeros?

En España creo que he tocado con todo el mundo que conozco, aunque me gustaría hacer un disco con Pasión Vega. Me encanta su voz y me veo acompañándola con mi armónica.

Músicos extranjeros con los que me gustaría tocar hay muchos pero siempre he pensado que mi armónica empastaría muy bien con la guitarra de Pat Metheny. Otro músico al que me gustaría conocer es a Stevie Wonder. Acompañar a Caetano Veloso sería increíble también. Trabajar con Joe Hisaishi también me encantaría. No sé, hay tantos.

¿Qué proyectos de futuro en cuanto a discos y conciertos tienes a corto y medio plazo?

El próximo disco que voy a grabar y que me hace mucha ilusión es un trío con dos guitarristas que representan dos de los pilares más importantes de la guitarra flamenca. José del Tomate (hijo de Tomatito) y Antonio Sánchez (sobrino de Paco de Lucía). También estoy a punto de acabar de escribir un método para tocar la armónica cromática en el que he resumido todo el conocimiento que he ido adquiriendo a lo largo de los años sobre este pequeño pero maravilloso instrumento.

Para terminar. Recientemente estuviste actuando con el Antonio Serrano & Antonio Sánchez Flamenco Septeto en la localidad madrileña de Valdebernardo (Vicálvaro) al lado precisamente de Antonio Sánchez. ¿Tiene éste proyecto algo que ver con grabar al lado del sobrino de Paco de Lucía o son proyectos diferentes?

Son proyectos diferentes. En esa ocasión nos juntamos unos amigos y colegas para hacer música una noche de verano a modo de jam session. El disco que vamos a grabar Antonio Sánchez, José del Tomate y yo es un proyecto en el que llevamos un tiempo trabajando y en el que nos enfrentamos a un repertorio algo más ecléctico y arriesgado.

El 21 de septiembre de 2019 en el Circulo de bellas Artes de Madrid, Antonio Serrano & Constanza Lechner presentarán su disco a dúo. https://www.circulobellasartes.com/espectaculos/antonio-serrano-constanza-lechner/

Tomajazz:
Entrevista, texto y fotografías: © Enrique Farelo, 2019