image_pdfimage_print

XV Jazzfermín 2012

  • Fecha: 10 de julio de 2012.
  • Lugar: Plaza de los Burgos, Pamplona(Navarra).
  • Componentes:
    Tom Harrell: trompeta y fiscorno.
    Wayne Escoffery: saxo tenor.
    Ugonna Okegwo: contrabajo.
    Adam Cruz: batería.
  • Comentario:

    En 2012 la cita sanferminera Jazzfermín ha llegado a su décimo quinta edición. Un festival que, compuesto por cuatro conciertos (que en 2012 han sido ocho ya que en cada una de las jornadas un grupo local tuvo la oportunidad de actuar en el ciclo aunque a una hora no demasiado apropiada como son las nueve de la noche, no por la hora en sí, sino por no presentar continuidad con el plato fuerte de cada jornada, cuyos conciertos estaban programados a eso de la medianoche), suele pasar desapercibido entre la avalancha de festivales y ese maremágnum que pueda parecer la fiesta de San Fermín desde fuera, pero en el que hay distintos espacios para disfrutar más allá de los tres minutos del encierro y esa supuesta juerga desbocada en que se convierte la vieja Iruña.

    A lo largo de todas las ediciones la estructura del Jazzfermín ha sido similar. En esta se incluyen una actuación de una formación local, un par de actuaciones de grupos nacionales de primer nivel, y una cuarta actuación con figuras internacionales. A lo largo de estos quince años han pasado por Pamplona Jason Moran & The Bandwagon (con Ralph Alessi como invitado), Johnny Griffin, Joe Lovano, Dave Liebman, Ravi Coltrane, Benny Golson, Chucho Valdes, McCoy Tyner, un joven Nicholas Payton o la cantante Jeanne Lee, por citar a algunos músicos internacionales.

    En 2012 la estrella internacional del ciclo fue el trompetista Tom Harrell, que en 2012 acaba de publicar el rutilante NumberFive (HighNote, 2012). Al igual que en el inicio de la gira que ha dado por España, le acompañaron el saxofonista Wayne Escoffery y el contrabajista Ugonna Okegwo (con quienes ha grabado ese disco), mientras que el baterista Jonathan Blake fue sustituido por Adam Cruz. El pianista Danny Grissett se unió a sus compañeros en la segunda mitad de sus conciertos estivales por la piel de toro.

     

    El concierto pamplonica del norteamericano presentó pocas sorpresas con lo ya escuchado en disco. No ocurrió lo mismo con su actitud sobre el escenario. Una gran parte del público no era consciente de la esquizofrenia paranoide que el músico arrastra desde su niñez, y que sin duda alguna provocó que su actitud fuese distante y hasta esquiva. Apenas realizó presentación alguna. Salvo en sus solos y la exposición de los temas permaneció situado al fondo del escenario retraído y ausente, aunque atento a sus compañeros. Incluso mediado el concierto desplazó su atril y micrófono situándolos en un segundo plano, fuera de la primera línea que compartía con Wayne Escoffery.

     

    Una situación extraña que no impidió que el público disfrutase en una abarrotada Plaza de Los Burgos con sus composiciones y con sus evoluciones a la trompeta y fiscorno. Su música es heredera del bop be-bop hard-bop post-bop ) y en su concierto hubo de todo ello. Temas inmediatos basados en clásicos de esos géneros junto a versiones de standards , así como algún tema de forma más moderna y escritura intrincada. Le acompañaron tres músicos en muy buena forma. El saxofonista Wayne Escoffery tuvo la oportunidad de brillar con sus solos así como por su papel de aparente frontman durante gran parte de la actuación. El contrabajista Ugonna Okegwo (que ya había actuado en 2003 en Pamplona dentro de un concierto aislado del ciclo Universijazz de la Universidad Pública de Navarra) se mostró competente, acompañando y realizando algún solo muy aplaudido. Finalmente el baterista Adam Cruz fue una sorpresa, ya que a pesar de que no es un miembro del quinteto de Tom Harrell (cuarteto en Pamplona debido a la ausencia del pianista), esto no representó problema alguno para él, y estuvo al nivel de sus compañeros.

    Texto © 2012 Pachi Tapiz
    Fotos © 2012 Sera Martín