Sylvie Courvoisier – Mark Feldman Quartet – To Fly to Steal (Sear Sound Studio, 2009)

Si hay un violinista imprescindible en el jazz y la música improvisada durante las últimas décadas, ese es Mark Feldman. Por su parte, Sylvie Courvoisier es una pianista sumamente interesante, cuya carrera es posible que no llame demasiado la atención del gran público, a pesar de haber grabado a su nombre en sellos como Tzadik, Intakt o ECM. Ambos músicos están felizmente casados, y desde hace unos años es un hecho más que frecuente el escucharlos juntos tanto en conciertos como en grabaciones.

To Fly to Steal es un gran paso hacia adelante en su carrera y sirve para presentar su nuevo cuarteto que completan el batería Gerry Hemingway y el contrabajista Thomas Morgan. Publicado en el sello suizo Intakt, sus siete piezas ofrecen un abanico de composiciones muy variado, en las que aparecen influencias que van de la música clásica contemporánea (“Messianesque”), al be-bop y la improvisación libre (ambas en “The Good Life”), e incluso hasta recogen unos ciertos aires folklóricos (“Fire, Fist and Bestial Wail”). Estos elementos son etiquetas que simplemente intentan situar de algún modo la música allí contenida, ya que la grandeza de este trabajo va más allá de todas ellas. Ésta consiste en que los músicos tienen el arte para dejar unos amplios espacios en los que tanto la música como sus compañeros respiran y pueden expresarse con total libertad.

Feldman y Courvoisier son quienes aparecen en primera línea. Este hecho aparece acentuado por la propia naturaleza del sonido del contrabajo, y también porque aunque Gerry Hemingway no para en un sólo instante, trabaja a lo largo de la grabación con unos parches que presentan un sonido amortiguado. Sin embargo tanto Hemingway como Thomas Morgan resultan imprescindibles. Son el cemento que permite que las improvisaciones de los cuatro músicos mantengan su coherencia dentro de la estructura de los temas. Estos no podrían presentar una mayor variedad en cuanto a su autoría. Courvoisier y Feldman firman dos cada uno, mientras que los tres restantes son improvisaciones del cuarteto. Una agrupación en la que a pesar de que los cuatro músicos están inmensos, sobresale especialmente el violinista Mark Feldman. Sin embargo, no voy a dejar de citar las deliciosas cascadas de notas con las que Courvoisier acostumbra a acompañar a su compañero en el final de sus improvisaciones. Pero volviendo al trabajo del violinista, técnicamente su sonido presenta una nitidez increíble, incluso en los pasajes más rápidos. Más allá de la pura ejecución, se mueve con una soltura pasmosa en situaciones de lo más diverso. De esa manera, lo mismo es capaz de construir un solo lleno de swing con una lógica aplastante en “The Good Life” (quizás el momento cumbre del disco y posiblemente uno de los mejores solos de Feldman), moverse por terrenos cercanos a la clásica contemporánea, o componer instantáneamente unas melodías de una belleza desarmante.

 

Pachi Tapiz

Composiciones: 1.-“Messianesque” (Sylvie Courvoisier) 5:52; 2.-“Whispering Glades” (Courvoisier, Feldman, Morgan, Hemingway) 8:34; 3.-“The Good Life” (Mark Feldman) 10:23; 4.-“Five Senses of Keen” (Mark Feldman) 12:13; 5.-“Fire, Fist and Bestial Wail” (Courvoisier, Feldman, Morgan, Hemingway) 9:44; 6.-“Coastlines” (Courvoisier, Feldman, Morgan, Hemingway) 5:29; 7.-“To Fly to Steal” (Sylvie Courvoisier) 10:58

Músicos: Sylvie Courvoisier (piano), Mark Feldman (violín), Thomas Morgan (contrabajo), Gerry Hemingway (batería)

Grabado el 23 de julio de 2009 en Sear Sound Studio, Nueva York. Publicado en 2010 por Intakt Records. Intakt CD 168