image_pdfimage_print
Evan Parker Electro Acoustic Ensemble hasselt (Emanem, 2012)

Evan Parker Electro Acoustic Ensemble hasselt (Emanem, 2012)

¿Cuántas formaciones son el Electroacoustic Ensemble de Evan Parker? Es la pregunta que surge tras escuchar Hasselt, la última grabación de este grupo registrada en directo en la localidad belga que da título al CD, y que aparece publicada en Psi, el sello del líder de esta formación. Y la respuesta es que son tantas como las diferentes combinaciones que Evan Parker pueda imaginar entre sus distintos integrantes.

Al contrario de lo que ocurre con las grabaciones anteriores de esta formación, Hasselt se podría considerar como un trabajo para una agrupación en crecimiento. Jugando con las sonoridades de lo acústico y lo electrónico, en el primer tema la música está compuesta instantáneamente por el trío formado por Ishikawa Ko, Agustí Fernández y Walter Prati en la que se maneja muy bien la tensión, incluyendo una fase repleta de una música con un carácter ensoñador. En el segundo tema Barry Guy, Peter van Vergen y FURT (Richard Barrett y Paul Obermayer) crean una pieza crispada en la que el clarinete y el contrabajo muestran una magnífica interacción, y en la que resulta un placer escuchar a Barry Guy aplicarse con el arco sobre el contrabajo. Ishikawa Ko, Agustí Fernández, Peter Evans, Paul Lytton y Ned Rothenberg (todos ellos con instrumentos acústicos, excepto Lytton que además de su particular kit utiliza la electrónica en vivo) se mueven por la frontera de la libre improvisación y el free jazz.

No es hasta el último tema, con una duración de 40 minutos, cuando participa el Electroacoustic Ensemble al completo. A los músicos ya citados se unen el propio Evan Parker, Joel Ryan, Lawrence Casserley y Marco Vecchi. En esa misma gira la formación interpretó en varias ocasiones “The Moment’s Notice”. Sin embargo en Hasselt únicamente estaba predeterminada la intervención de distintas subagrupaciones, tal y como comenta Evan Parker en las notas del disco. Esa situación en la que la entropía musical aparentemente alcanza su cota máxima (no se indica qué hay qué tocar, pero sí a los instrumentistas que lo han de hacer) es manejada tan magistralmente por este organismo sonoro que parece dotado de vida propia. Las diferentes formaciones van manejando la tensión de la música, haciendo que esta se desarrolle pasando por fases de distinta intensidad. Un final organizadamente natural a partir de la libertad total como el que cierra este CD, no es algo que esté al alcance de la mayoría.

© Pachi Tapiz, 2013 Evan Parker Electroacoustic Ensemble: hasselt (Emanem, 2012) *****