Ricardo Gallo’s Tierra de nadie: The Great Fine Line (Clean Feed, 2010)

Ricardo Gallo's Tierra de nadie: The Great Fine Line (Clean Feed, 2010) 1
Ricardo Gallo’s
Tierra de nadie
The Great Fine Line
Clean Feed
2010
Ricardo Gallo, pianista colombiano residente en Nueva York e integrante entre otros del Peter Evans Quartet, mantiene en activo desde 2007 su quinteto/sexteto neoyorkino Tierra de nadie. En él participan pesos pesados como el trombonista Ray Anderson, el contrabajista Mark Helias y el baterista Pheeroan Aklaff, además del saxofonista Dan Blake y el percusionista y baterista Satoshi Takeishi. El grupo toma su nombre de una cita de Un tal Lucas de Julio Cortázar en la que se definía a la música como una tierra de nadie. A partir de esa idea concibe este grupo como un lugar de encuentro en el que los músicos se puedan expresar con total libertad.
En su estreno, The Great Fine Line, el pianista no duda, como autor de las nueve composiciones, en introducir referencias folklóricas a lo largo de los temas del CD y que aportan un interesante toque de color. Sin embargo ni su papel como líder ni las referencias locales son los elementos más importantes presentes en su música.

El reparto democrático de los roles de los músicos en el grupo están presentes desde el inicio mismo del CD con “Intruders”, la pieza que lo abre. Allí cede el protagonismo a sus compañeros, y no es hasta bien entrado el tema cuando suenan las primeras notas de su piano. Una actitud que se va repitiendo a lo largo de toda la obra.
Tampoco es la inspiración folklórica el elemento prominente en la música del disco, sino sobre todo y fundamentalmente lo magníficamente engrasado que se muestra el grupo, en el que sobresalen especialmente un Ray Anderson muy inspirado y un Mark Helias que borda sus intervenciones. De esa manera todos ellos hacen suya la música -con algunos temas deliciosamente cantábiles-, llevándola a un interesante terreno de fusión multilingüe. Al contrario de lo que sucede en otros acercamientos de músicas locales a los terrenos del jazz, en esta ocasión el resultado de esta integración fluye con una magnífica naturalidad.
Como única pega a la grabación, que en realidad no es tal sino más bien una observación, aparece la cuestión de la disposición de los temas. Los seis primeros, los más extensos, son las piezas más logradas: “Three Versions Of A Lie” (con Ricardo Gallo especialmente inspirado y un magnífico intercambio entre este con sus compañeros), “Intruder’s”, “Stomp At No Man’s Land” y “Hermetismo”. Sin embargo los tres temas finales, especialmente “Improbability” y “La pina blanca”, dejan la impresión de haber sido añadidos para extender la duración hasta la hora de rigor en estos tiempos del CD. Quizás sin renunciar a ellos se les hubiera podido  haber encontrado una mejor acomodación entre el resto. A pesar de ello, son pocas las pegas que se pueden añadir al magnífico estreno discográfico de Tierra de nadie.
© Pachi Tapiz, 2011
Ricardo Gallo’s Tierra de nadie: The Great Fine Line (Clean Feed, 2010) BUN
Ricardo Gallo (piano y composiciones), Mark Helias (contrabajo), Ray Anderson (trombón), Dan Blake (saxos tenor y soprano), Satoshi Takeishi (batería y percusión), Pheeroan Aklaff (batería)
“Intruders”, “Stomp At No Man’s Land”, “Conspiracy”, “Three Versions OF A Lie”, “Hermetismo”, “The Intervention”, “South American Idyll”, “Improbability”, “La Pina Blanca”
Grabado el 13 y el 22 de diciembre de 2009 en 58 North Six Media Labs, Brooklyn, Nueva York. Publicado en 2010 por Clean Feed Records. CF209CD http://www.cleanfeed-records.com

Esta entrada se ha leido 1517 veces

Print Friendly, PDF & Email

2 comentarios

  1. Por casualidad lo estaba escuchando, buscaba una información y he visto esta entrada.
    Sé que el término fusión lo has empleado en su mejor acepción, incluso usas uno que en esta ocasión lo encuentro más acertado, el de integración, que hasta calificas de magnífica naturalidad, y esto debería de anular las dudas o equívocos que en alguien pudiese crear lo de » fusión «.
    Por añadir algo a tu reseña sobre esta – gran linea delgada -, me gustaría comentar que aunque no tiene tanto nombre como el resto de sus compañeros, Dan Blake se mantiene durante toda la grabación a la altura de ellos. Y es que a pesar de su juventud este saxofonista, clarinetista, flautista, compositor y educador, ya cuenta en su corta carrera con, entre otros, el primer premio Morton Feldman a la composición, y se ha curtido en bandas como la de H.Hancock o Danilo Perez, como halago tiene el recordarnos cuando toca el soprano a uno de sus maestros , el gran Steve Lacy.

  2. Buenas Juan Antonio y gracias por pasarte. Lo del término fusión es muy peliagudo, porque si algo caracteriza al jazz ahora mismo es su capacidad de fusionarse o de abosrber a otras músicas. De todos modos creo que se entiende bien que no estamos hablando de «jazz fusion».

    En cuanto al disco, la verdad es que tienes toda la razón sobre Dan Blake porque todos los músicos (salvo quizás Pheeroan Aklaaf que participa en los temas que menos me gustan) están espléndidos. Aunque elección personal y puesto a señalar a alguno en especial, no me resisto a hacerlo con Ray Anderson (que me entusiasma como está de forma), lo mismo que Mark Helias.

    Lo que es una lástima es que salvo milagro, me da la impresión de que en España nos quedaremos una vez más sin poder ver en directo un proyecto tan interesante como este.

    Por cierto, que hablando de trombonistas, recomiendo no perderse lo último de Lucas Niggli y su proyecto Big Zoon titulado Polisation (Intakt) en el que Nils Wogram está en estado de gracia.

Deja tu comentario: ¡gracias!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.